emociones-granollers

Aquí hay cuatro actitudes que son síntomas de un mal manejo emocional. Algunos aprenden a autocontrolarse, otros a dejarse llevar. Practica estos ejercicios, a continuación, una caja de herramientas esencial para todas las personas altamente sensibles.

Estás inhibido

En el funeral de tu padre, estabas profundamente triste pero ni siquiera derramaste una lágrima. Imposible dejarlo ir. Tus familiares e incluso miembros de tu familia te consideran indiferente, hastiado, egoísta, insensible … Como resultado, tus relaciones con los que te rodean son estables pero totalmente desprovistas de afectividad.

Tu hándicap: practicas la retención de emociones, te encargas de no expresar rabia, pena, alegría o miedo … Pero detrás de esta máscara se esconde una persona altamente sensible que se protege.

Las soluciones: dejar ir y reconectarte con tus emociones.

1. Piensa en priorizar las acciones sobre las palabras

Las palabras son importantes, pero el 90% de los mensajes afectivos pasan por la expresión del rostro y el cuerpo … Una sonrisa, un retroceso, un encogimiento de hombros dicen mucho más que un largo discurso … no puedo llorar, abrazar amado unos ayuda a dejar ir.

2. Acepta tus propios movimientos internos

Cuando un niño le tiene miedo al lobo, no tiene sentido decirle que no hay más lobos en nuestros bosques. La actitud correcta es preguntarle: “¿Qué puedo hacer para tranquilizarte?” No hay vergüenza en sentir dolor. Las emociones no son peligros sino amigos.

emociones-granollers

3. Escribe un diario

Poner en palabras sus experiencias emocionales, preferencias, tensiones y deseos es vital. El diario es un buen ejercicio. Es como un ser querido, un confidente … De hecho, la expresión narrativa da vida a la «emoción» al mínimo y permite la elaboración mental. Tus relaciones amistosas se verán enriquecidas.

4. Desarrolla tu creatividad

Todos pueden reconectarse con sus sentimientos y afectos practicando una actividad artística. Teatro, pintura, danza, música, canto, expresión corporal. Sólo tienes que elegir el que más te atraiga.

El pánico escénico te paraliza

Habías preparado esta entrevista de trabajo con cuidado porque había mucho en juego. Y, sin embargo, al enfrentarte al reclutador, ¡pierdes todos tus recursos! te queda en blanco, temblores, enrojecimiento, sudoración, tartamudeo, vacilación, nudo en la garganta, pánico, parálisis, ni una buena palabra sale de tu boca. Totalmente entumecido por el miedo escénico, no piensas en nada más que en el pánico que te abruma. Resultado: no estás seleccionado.

De hecho, reaccionas de la misma manera cuando haces un examen o durante tu primer encuentro romántico …

Tu desventaja: cuanto más alto es el riesgo, más pánico te entra. Tienes tanto miedo de fracasar que los escenarios de desastres internos marcan el camino y te hacen perder todos tus recursos.

Las soluciones: «volver a pilotar» sus emociones y superar los bloqueos.

psicologia-emociones

1. Busca sistemáticamente qué experiencia negativa sale a la superficie durante un ataque de pánico

¿El hombre que te hace perder tus recursos no se parece a tu sádico profesor de matemáticas que es tan severo que tiemblas cada vez que te manda a la pizarra? Cada situación estresante presente se refiere a una situación ya vivida en el pasado, a menudo durante los primeros seis años de vida, y no resuelta psíquicamente. Entonces se reactivan los viejos sentimientos reprimidos.

2. Aprende a respirar

Solo se necesitan unos minutos de concentración para establecer un ritmo respiratorio regular y profundo. Alargue las exhalaciones y acorte las inspiraciones para neutralizar sus sensaciones internas.

3. Utiliza la técnica de anclaje

Con cada aumento de estrés, visualiza una experiencia de éxito pasado que reavivará el placer y la confianza en ti mismo/a asociados. Recuerda el día en que realizaste brillantemente tu exposición y cautivaste a los examinadores … La conexión a tierra positiva ayuda a luchar contra la baja autoestima y la anticipación de un escenario de desastre.

emociones-granollers

4. Prepárate antes del evento

Considera todas las hipótesis posibles, imagina las preguntas predecibles y las preguntas capciosas, define tus intereses, trabaja en tu CV. Esto te permitirá contener mejor el impacto emocional.

5. Mira al interlocutor justo entre los dos ojos, fijando un punto invisible

Creerá que estás apoyando su mirada con confianza, podrás concentrarte en lo que estás diciendo sin extrapolar lo que lees en sus ojos …

Agresividad

Los atascos de tráfico matutinos, los retrasos, las complicaciones, las reuniones fallidas, los proyectos cancelados y una serie de pequeños inconvenientes lo han molestado bastante hoy. De vuelta a casa, una vez más, tu pareja te saluda con bastante frescura: “Los niños te están esperando para que les leas un cuento”. Entonces explotas, gritas, haces gestos… ella estalla en lágrimas y se va, golpeando la puerta. ¡Éste es el drama! Y te preguntas cómo dos adultos civilizados y amantes pueden llegar a esto …

Tu hándicap: te falta autocontrol y te dejas abrumar por tu agresividad.

Las soluciones: controlarte y manejar un conflicto.

terapia-de-pareja

1. Evita la «colección de estreses»

Cuanto más acumulamos sucesivos pequeños enfados y resentimientos, más nos arriesgamos al choque y a la famosa gota de agua que colma el vaso . Si le hubiera dicho a todos los que lo molestaron durante el día que estaban molestándote, habría evitado que una rabia de violencia desproporcionada descendiera sobre una «víctima inocente», en este caso tu pareja. ¡Enfadarte no está prohibido! Al contrario. ¡Siempre que lo hagas con la persona adecuada, en el momento adecuado, por las razones correctas y en la dosis correcta!

2. Indica claramente cómo te sientes

Nombrar tu sufrimiento o enojo en lugar de acusar al otro permite intercambios reales y soluciones reales. Por ejemplo, di: «Tuve grandes problemas en la oficina, estoy nervioso y completamente exhausto».

3. Toma «descansos cortico-talámicos»

Consiste en posponer tus reacciones para darle tiempo al cerebro, en el lado racional, de tomar la situación en perspectiva. Abre el plexo respirando profundamente, mantén el aire durante dos segundos, exhala y espera dos segundos antes de volver a inhalar. Cierre los ojos durante dos o tres segundos de vez en cuando porque cortar la imagen le quita presión. Si no funciona, continúa con un ejercicio de coherencia cardíaca.

cerebro-emociones

4. Diálogo

Para desactivar una discusión, el método XYZ inventado por el psicólogo Haim Ginott, padre de la comunicación efectiva, funciona de maravilla. Di: «Cuando hiciste X, sentí que Y y hubiera preferido que hicieras Z». Por ejemplo: «Cuando me dijiste que había llegado a casa demasiado tarde, me sentí culpable por ser un mal padre. Me hubiera gustado que me abrazaras y me consolaras en lugar de reprocharme».

Antes de reaccionar agresivamente, pregúntale al otro: “¿Qué pasa?” O sugiere un armisticio: “Estoy empezando a enojarme, tomemos un descanso.

Eres altamente sensible

Tu cena con amigos fue de maravilla, ambiente de risa garantizado, hasta que María se dirige hacia ti y te susurra al oído: «Por cierto, me encontré con Lucas en el bar. Estaba con su nueva pareja, una rubia alta y elegante.  ¿La conoces? Respondes con una sonrisa forzada: «Para nada». Pero teduele. Este comentario neutral que, estás convencido, contiene alusiones traicioneras a tu situación, hizo mella directamente en tus complejos. «Tú, mi pobrecita, no tienes a nadie en tu vida en este momento», piensas que significa el comentario. «Es normal, eres pequeña, morena, nada distinguida y estás estancada …»Te sientes vieja, sin encanto y totalmente deprimida. La velada que empezó tan bien está arruinada y llegas a casa con lágrimas en los ojos. «¡Infierno de personas!»

Tu hándicap: hiperreactividad hacia los demás, sensibilidad extrema a los comentarios, críticas y cumplidos.

Las soluciones: restablecer una comunicación armoniosa con los demás.

inteligencia-emocional

1. Aprende a «descentrarte»

Preocuparte demasiado por lo que otras personas piensan de ti revela un egocentrismo peligroso. Te mantiene en una situación de dependencia y permite que tus compañeros de trabajo, jefes, pareja, hijos, vecinos, amigos te manipulen como les plazca. Es mejor usar tus habilidades naturales para la empatía y practicar ponerse en el lugar de otra persona. ¿Qué está pensando? ¿Cómo se siente él? Este cambio de perspectiva permite frustrar los mecanismos proyectivos que a menudo operan en las relaciones humanas y evitar malentendidos.

2. Deja de creer que al aceptar todo de los demás, ellos te amarán más

Al contrario, a veces es mejor correr el riesgo de disgustar o molestar. Ser del agrado de todos, de todos modos, es imposible. Existen disgustos, rivalidades, incompatibilidades de humor. Cuanto más somos conscientes de ello, más lo aceptamos y menos nos dejamos confundir por los demás.

3. Identificar los «clicks», es decir, las palabras que sistemáticamente desencadenan en nosotros reacciones exageradas

Anota tus puntos débiles. Esta lucidez te permite desconectar y no dejarte abrumar por las emociones negativas.

autoestima-granollers

4. Evita pensamientos catastróficos como, «Seguro que estaré solo toda mi vida».

Estos parasitan la mente y hacen que todo parezca pesimista

5. Evita pensamientos absolutistas del tipo: “Debo tener un hijo a toda costa antes de los 35 años”.

Dar órdenes y proyectarte hacia lo que debería ser, constituye una autocrítica permanente que es muy culpable y mantiene tu ansiedad.

Terapias para ayudarte

 Algunas terapias tienen como objetivo recordar emociones enterradas y reprimidas y volver al origen de las disfunciones:
– El psicoanálisis y las psicoterapias analíticas ofrecen así una exploración de su historia.
– La ensoñación guiada, la hipnosis o el renacimiento ofrecen la posibilidad de revivir los hechos traumáticos del nacimiento o la infancia.
Otros están trabajando en el presente:
– El análisis transaccional explora las cuatro emociones básicas: miedo, ira, tristeza y alegría, y descifra el crimen organizado emocional y la manipulación de relaciones.
– Las terapias conductuales parten del principio de que las conductas emocionales son el resultado del condicionamiento. Objetivo: eliminar las conductas inapropiadas y reforzar las satisfactorias sin actuar sobre sus causas fundamentales.
– PNL (Programación Neurolingüística) identifica la «programación» emocional en el origen de nuestros comportamientos y los modifica para optimizarlos.
– En bioenergía, el trabajo se centra en el cuerpo: posturas, tensiones, expresiones faciales, fisonomía, forma de moverse, etc. tomar conciencia de la «armadura del personaje» que nos inhibe.
– Finalmente, la visualización positiva tiene como objetivo actuar sobre el futuro: ayuda a afrontar cada situación estresante o cargada de emociones anticipando su resultado favorable.

mindfulness

Autora: Lucia Rodríguez Brines

Apasionada e investigadora de la mente humana. Respeto el sufrimiento humano y procuro ayudar a disminuirlo. Convencida, como psicóloga y como meditadora, de que existe un proceso de evolución de la psique del ser humano. Cómplice del desarrollo de conciencia y valores humanos.

 

 

 

mindfulness-mataro.

Si estás [email protected] en conocer nuestros servicios de psicología y mindfulness, puedes escribirme a [email protected] y estaré encantada de atenderte.

estres-mindfulness-mataro4

 

Contáctanos

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *