meditacion-mataro

La meditación parece haberse convertido en una práctica esencial para lidiar con el estrés cotidiano. Los científicos han demostrado sus beneficios. Los meditadores nos dan su punto de vista.

Todo el mundo lo está haciendo. Solo en su sala de estar, al volante de su coche, en el hospital, con sus colegas de Google o Transport for London (por nombrar sólo las empresas más famosas). Millones de nosotros estamos ahora comprometidos en este ejercicio deliberado de atención a lo que está sucediendo momento a momento, en el presente vivo, sin ninguna atención o concepción.

meditacion-mindfulness

Si bien la ola tomó forma en los Estados Unidos hace unos cuarenta años, sólo recientemente inundó Europa. Jon Kabat-Zinn, biólogo estadounidense, fue pionero en haber propuesto la meditación como remedio. En la década de 1980 al otro lado del Atlántico, Jon Kabat-Zinn era una estrella, sus libros sobre mindfulness fueron un gran éxito. Pero en España ¡ni siquiera se había publicado aún! Jon Kabat-Zinn lo atribuyó en su momento a un fuerte apego a la medicina tradicional, un dominio del psicoanálisis sobre el campo psicoterapéutico, y una desconfianza hacia una práctica teñida de espiritualidad, rápidamente etiquetada como sectarismo.

Beneficios múltiples

Pero los tiempos están cambiando. En un contexto de crisis económica, ecológica y social cuyo final nadie ve, todo el mundo busca la manera de mantenerse a flote.

La Meditacion es gratis, se puede hacer en cualquier momento, sin reservar cita. Y los testimonios de meditadores «transformados» están creciendo cada vez más, con evidencia empírica como apoyo: además de la satisfacción personal, existe un conjunto de estudios científicos que demuestran los beneficios de la atención plena en el cerebro y en la salud.

meditacion-beneficios

Si la meditación encuentra tantos adeptos es también porque destaca como contrapunto al «entretenimiento» de nuestro tiempo. Entretenimiento, ante todo, en el sentido de espectáculo. Como remedio, la meditación ofrece un retorno radical a lo que se puede ver y sentir aquí y ahora. Entretenimiento también, en el sentido de diversión: en una cultura de estar sobre solicitados y de multiplicarse uno mismo entre pantallas y redes sociales, la meditación invita a «unirse» ejercitando la mente para estar presente, sólo en el presente. De ahí su promoción a jóvenes propensos a trastornos de atención.

Estar sólo contigo mismo y tus pensamientos

La meditación promueve el dejar ir y el regreso al lugar de estar vivo entre otros, lo que además resuena con el movimiento ecológico.

Fabrice Midal, fundador de la Escuela Occidental de Meditación, también evoca la «crisis del conocimiento»: para aquellos que ya no quieren creer en las grandes lecciones que se dan en las aulas de los estudiantes, la meditación muestra que el conocimiento del mundo y de uno mismo es el resultado de la experiencia personal; aunque la figura del maestro sea esencial, la experiencia vivida por el meditador sigue siendo su único punto de referencia. Entonces, meditar es primero estar a solas contigo mismo y tus pensamientos. Aspectos que atraen en la era del individualismo.

meditar-online

Una moda que tiene sus aspectos crudos

Una promesa de clarividencia sobre uno mismo y el mundo, la meditación puede dar la sensación de haber descubierto la verdad. La arrogancia es un riesgo. Así como el retraimiento en uno mismo y el desenganche de la vida social.

Véase el hecho de que muchas personas aprenden a meditar sin desarrollar benevolencia y altruismo; dos pilares que son inseparables de él, pero que son ignorados por demasiados profesores. Porque como toda moda, ésta ha generado su cuota de charlatanes. Basta ver cómo la «atención plena» se pone al servicio de libros o sitios que prometen «éxitos» y otros «éxitos» en total inconsistencia con los valores budistas.

Una práctica a veces difícil

Y sobre todo, si la práctica es sencilla, no es fácil. En la quietud de estar sentado, los pensamientos y juicios sobre uno mismo pueden ser muy abrumadores, sin mencionar la incomodidad física. Según el budismo, estas son manifestaciones del ego que no pueden soportar ser silenciadas.

Lejos de ayudarnos a escapar de nuestras dificultades, la meditación nos obliga a afrontarlas como nunca antes.

meditacion-online

Testimonios de algunos practicantes de cursos

«Meditar me ayuda a ver las cosas de forma más relajada»
Berta, 36 años, subdirectora de spa

“Con una práctica de artes marciales desde la niñez, muchos viajes a Asia y un abuelo vietnamita, tenía una pequeña experiencia que me hizo consciente de la meditación. Pero para mí, que era muy veloz, esta práctica no me convenía. Y luego me hice mayor.

Hace cinco años, los acontecimientos personales y mi trabajo bastante intenso me hicieron pensar. Tuve que reenfocarme y fortalecerme emocionalmente. Podría haber elegido la terapia. Pero mis estancias en el Tíbet y en un ashram en la India me hicieron preferir la meditación.

Cuando estoy en reposo, me doy una sesión de quince minutos por la mañana. Puse un poco de aceite esencial en un difusor. Me siento en mi sofá y me concentro en pensamientos positivos.

Cuando la emoción se apodera de mí, tengo una especie de bola de fuego bajando por mi garganta y asentándose en mi estómago. Cuando medito, en diez minutos, desaparece.

Desde que comencé, he tenido una visión más «relajada» de las cosas. Incluso los miembros de mi equipo se han dado cuenta. Me dicen: “Contigo todo se desliza. Nunca hay un drama «.

retiro-meditacion

 

«La meditación es como el orgasmo»
Emma, 31, periodista

“Empecé a practicar yoga hace siete años cuando le compré un DVD a mi madre. Yo, que era una persona muy cerebral, me permití volver a familiarizarme con mi cuerpo. Dejé de fumar y me hice vegetariana. Me parece que el yoga invita a la meditación.

El descubrimiento ocurrió hace tres años. Utilizo la técnica vipassana, enseñada por Buda. Consiste en la observación de la propia respiración, la única actividad corporal que puede ser consciente e inconsciente al mismo tiempo. Sentada en silencio, cierro los ojos y observo, creando así una especie de espacio interior.

La meditación es como un orgasmo: complicado de explicar porque se experimenta. Mientras el cerebro teje los pensamientos, la meditación consiste en observar este proceso para desprenderse de este gigantesco tejido “egoísta”.

Obviamente, siempre me enfado. Pero ahora conozco sus señales de advertencia y puedo aflojar cualquier control mental que pueda haber tenido.

Sobre todo, la meditación me permite aceptarme mejor. Y así, a su vez, para aceptar mejor al otro, tal como se presenta ante mí. »

retiro-meditacio

¿Te gustaría aprender meditación?

¿Quieres conocer nuestros programas de mindfulness y salud para empresas?

 

Consúltanos

 

mindfulness

Autora: Lucia Rodríguez Brines

Apasionada e investigadora de la mente humana. Respeto el sufrimiento humano y procuro ayudar a disminuirlo. Convencida, como psicóloga y como meditadora, de que existe un proceso de evolución de la psique del ser humano. Cómplice del desarrollo de conciencia y valores humanos.

 

 

 

mindfulness-mataro.

Si estás interesad@ en conocer nuestros servicios de psicología y mindfulness, puedes escribirme a info@psitam.com y estaré encantada de atenderte.

estres-mindfulness-mataro4

 

Contáctanos

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.