psicologo-granollers

El consumo de drogas en la población escolar entre 14 y 18 años ha disminuido en nuestra país en los últimos dos años. A pesar de ello, la relación de los jóvenes con el alcohol, la sustancia más consumida, y con otras drogas y conductas potencialmente adictivas como los juegos online son muy preocupantes. Uno de cada 3 chavales de 17 años dice haberse emborrachado en los últimos 30 días.

¿Qué se puede hacer?

Acciones preventivas tempranas que tengan en cuentan los muchos factores psicológicos y sociales que están detrás de estas conductas. 

¿Cuál es la situación actual del consumo de alcohol en menores?

El alcohol es la droga más consumida por menores, por ejemplo, el 78% de los menores afirman que han consumido alcohol alguna vez en la vida. Y en los treinta días disminuye a un 66%. Es un porcentaje elevado teniendo en cuenta la edad. El alcohol  y el tabaco tienen la edad de inicio más temprana que es alrededor de los 13 años. La tendencia es que las chicas han ido igualándose a los chicos en el consumo de alcohol e incluso ya les superan, igual que sucede con el consumo del tabaco. 

psicologo-granollers33

Esto hace necesario que los mensajes de prevención sean específicos por el grupo de edad y por género, destinados para chicos y también para chicas. Y por edad: no es lo mismo el consumo de alcohol en la franja de edad de los 13 años que a los 18.

¿Cómo proteger o prevenir des de la perspectiva psicosocial?

La edad de inicio es importante, trabajando el riesgo del consumo de sustancias y los factores de protección, es muy importante equipar a los chicos con herramientas por ejemplo de asertividad (ser capaces de decir que no,  ser capaces de ir con sus amigos, de estar en el parque y no consuir). Habilidades sociales, empatía…son factores psicosociales que van a proteger para que si consumen , al menos que ese consumo sea un consumo no tan frecuente y que no produzca problemas de abuso y adicción.

psicologo-granollers33

Se hablaba antes de un consumo mediterráneo de alcohol, asociado a que los españoles consumimos vino y lo hacemos con las comidas y cenas, y cada vez ha ido cambiando a un consumo de fin de semana. Los chicos y las chicas entre semana consumen cerveza y el fin de semana consumen bebidas de alta graduación. Y el fenómeno del botellón no es novedoso, ya está instaurado, es un consumo por atracón, es consumir en el mínimo tiempo, la máxima cantidad de alcohol. 

Las estadísticas muestran que 1 de cada 3  adolescentes bebe hasta emborracharse o con intención de emborracharse en el último mes.

El alcohol es una droga que los efectos que tiene sobre el sistema nervioso central son depresores, va apagando nuestro cerebro, hasta llegar al coma etílico, e incluso llegar a la muerte. 

Además mezclar alcohol con bebidas energéticas no es buena idea, porque ambas sustancias producen deshidratación, tanto el alcohol como las bebidas energéticas, y puedes tener un golpe de calor y algunos efectos no deseados.

¿Qué factores psicológicos y sociales están detrás del consumo de alcohol y drogas en general?

· Al tratarse de una sustancia legal tiene unos canales que no tienen otras sustancias. La sustancia legal significa accesibilidad. 

· La industria alcoholera dispone de unos recursos económicos que le permiten diversificar sus productos y adaptarlos a las modas, a las demandas de la juventud, y eso les mantiene muy hegemónicos. No se concibe la noche sin alcohol. Noche, o cena, o encuentro con amigos, de cualquier edad. Y eso se ha construido. Lo ha construido alguien que tiene interés en construir esto. Y construir una realidad en que alcohol es igual a diversión lo han construido porque la rentabilidad es alta. 

La accesibilidad, la normalización y la baja percepción del riesgo son factores psicosociales.

· También los padres actúan como modelos en casa.

· Y también la presión del grupo. Es difcil para un chico/a si sus amigos hacen botellón ellos no consumir. Es dificil porque estás en un momento de tu desarrollo, en el caso de los adolescentes, que lo que buscas es la aprobación de los demás y sentirte que perteneces a un determinado grupo.

Individualmente muchos jóvenes tienen una actitud negativa hacia el alcohol, se ha visto en estudios, porque son deportistas, quieren una vida sana, pero salen el fin de semana y todos consumen alcohol porque creen que es lo que deben de hacer porque está muy asociado al ocio.

psicologo-granollers33

La población de adolescentes además tienen unos rasgos específicos de personalidad psicológicos que les hacen proclives al consumo de alcohol: buscar el límite, la curiosidad, la impulsividad, … son rasgos positivos, pero en este caso no favorecen.

Cambio de creencias sobre el alcohol

Los chicos, más que las chicas, piensan que el alcohol les va a ayduar para ligar, para tener mejores relaciones sociales, y ellos mismos tienen que darse cuenta hablando sobre ello que no, que cuando bebes tienes menos habilidades sociales, eres más patoso, controlas menos tu conducta, y puedes generar más rechazo por parte de la otra persona.

El cannabis se asocia con que te permite relajarte, ser más creativo, incluso que tiene beneficios medicinales…. Y si no se desmontan esas creencias las personas van a seguir consumiendo.

Las actitudes es uno de los grandes campos que se trabaja en prevención, pero también se trabajan competencias y herramientas-como la asertividad: decir que no, mantener nuestra postura aunque nos presionen des del entorno, etc-

La escuela juega un papel fundamental, el entorno educativo puede ejercer mucha influencia en los jóvenes. Permite la detección precoz además, porque permite una prevención eficaz ya que dispones de los jóvenes a diario. Además se ha investigado que la prevención cuanto antes mejor, antes de los 13 años si es posible. Retrasar la edad de inicio es fundamental porque significa que se han creado actitudes que de alguna manera desvían la atención del consumo, del juego, de cualquier adicción, y la derivan no porque desaparezca la atención, sino porque la dirige a otros temas que pueden ser promotores de salud.

En resumen, las acciones de prevención pueden realizarse por diferentes canales y vías, y consisten en cuestionar creencias asumidas que favorecen la dependencia a las sustancias y a conductas.

 

psicologia-granollers-psicologia-barcelona

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *