inteligencia-emociones

 

Es indispensable conocer cuáles son las necesidades educativas del alumnado con Síndrome de Asperger con el objetivo de construir estrategias para favorecer aprendizaje, a partir de la comprensión de su estilo de aprendizaje:

El estilo cognitivo del síndrome de Asperger posee las siguientes características:

  1. Tienen un pensamiento visual. Es decir, comprenden, procesan y retienen mejor la información a través del procesamiento visual. Piensan mediante imágenes y con éstas se representan las palabras, las ideas y los conceptos. Así pues, las estrategias de aprendizaje visuales son óptimas para que este alumnado aprenda de forma más rápida.
  2. Tienen un pensamiento centrado en los detalles. Su estilo de procesamiento de la información que percibe con más facilidad las partes y los detalles que el todo y la globalidad, puede generarla dificultades para integrar la información y buscar un sentido coherente y global. Esta forma de procesar la información propia de este alumnado puede reducir su comprensión de la información más relevante de un texto o conversación. Su grado de literalidad provoca que dificultades para el pensamiento abstracto. Aun así, pueden llegar a memorizar los pasos a seguir en una tarea.

sindrome-asperger-escuela

  1. Presentan disfunciones en las funciones ejecutivas. La marcada incapacidad para planificar, organizar y llevar a cabo la mayoría de actividades que se suceden en la actividad escolar será una dificultad importante que los profesores deben tener presente. Planificar la tarea, su tiempo de realización, los materiales que se requieren y el proceso a seguir deberán desarrollarse y trabajarse en el aula con el alumnado con síndrome de Asperger para prevenir conductas indeseadas como la pérdida de materiales o de incomprensión a la hora de organizarse, realizar los trabajos o trabajar de forma autónoma.
  2. Les caracteriza un pensamiento muy concreto, preciso y lógico, es decir, nada abstracto. Este alumnado puede ser muy rápido y exacto en operaciones aritméticas, pero manifiestan muchas dificultades en la comprensión de conceptos más abstractos.
  3. Motivación y atención. Debido a su falta de flexibilidad cognitiva, este alumnado manifiesta una fuerte resistencia a los cambios además de un interés obsesivo por sus cosas y temas.

  1. Presentan una memoria selectiva. A pesar de que este alumnado posee una excelente memoria, hay que señalar el carácter selectivo de ésta. En el síndrome de Asperger no se demuestra que exista una relación uso-comprensión de la información que tienen y el vocabulario que expresan, sino que su estilo cognitivo almacena gran cantidad de datos pero con información en la mayoría de ocasiones poco relevante.
  2. Les caracteriza una marcada torpeza motriz. Esta alteración implica para este alumnado dificultades para realizar tareas tan usuales en el aula como escribir, cortar, actividades manuales, etc., y también para desenvolverse de forma coordinada y correcta en actividades deportivas en las que se requiere no sólo una coordinación general y específica, sino también la comprensión de las normas e instrucciones para ejecutarlas.

 

PROPUESTA Y ORIENTACIONES PSICOEDUCATIVAS PARA ESTE ALUMNADO

Las orientaciones se deben basar en las siguientes estrategias de intervención psicoeducativa:

  1. Enseñar de forma explícita a través de instrucciones y apoyos visuales.
  2. Diseñar el entorno y ambiente de aprendizaje para que sea predecible.

Desde esta base metodológica se proponen las siguientes actuaciones, que pueden ser tenidas en cuenta para las adaptaciones curriculares que se lleven a cabo en el aula por el profesorado:

  • Favorecer y preparar ambientes muy estructurados en los que las reglas y las normas de conducta adecuadas sean explícitas, claras y concretas en relación a espacios y tiempos. Tener esto en cuenta sobretodo en espacios no estructurados: comedor, recreo…

habilidades-sociales-niños-

  • Emplear un lenguaje sencillo, con mensajes directos y concretos y comunicando de forma muy clara lo que se espera que hagan. De esta forma se consigue que el alumnado no interprete incorrectamente el lenguaje, sino que lo utilice de forma literal, de acuerdo a su procesamiento. Para ello puede ser muy favorecedor que el profesor se acompañe en sus explicaciones de apoyos visuales. Otro punto importante es organizar al alumnado sus tareas mediante agendas claras y sencillas a través de textos y pictogramas. Las agendas y cuadernos con apoyos visuales permitirán a este alumnado no sólo comprender su entorno y lo que de él se espera, sino también controlar mejor sus déficits en la comprensión social y la resolución de problemas.
  • Marcar específicamente los tiempos de las tareas y utilizar horarios (en el aula y en casa) para establecer momentos de estudio, trabajo, materias… Tanto en el aula como en casa hay que dedicar un tiempo a preparar su mochila (libretas, libros, materiales, etc., que necesita). Es beneficioso para este alumnado que en su agenda disponga de un horario semanal de materiales que debe consultar al finalizar la jornada académica.

tecnicas-estudio-preescolar

  • Enseñar explícitamente habilidades sociales para iniciar, mantener y finalizar un juego, para trabajar en grupo cooperando y para saber cómo actuar en diversas situaciones, explicitando los pasos a seguir en situaciones de relación social en el recreo, en juegos, en el trabajo en grupo o en relaciones sociales con sus iguales.

El alumnado con síndrome de Asperger debe aprender ellos mediante un entrenamiento más exhaustivo y explícito respuestas sociales y emocionales a través de historias sociales que les ayude a comprender lo que ocurre en las relaciones sociales y lo que se espera de ellos.

Los déficits en las habilidades sociales que presenta este alumnado pueden disminuir con la enseñanza por parte del profesorado de este tipo de instrucciones a modo de script e historias sociales.

sindrome-asperger-aprender

Estrategias psicoeducativas para el alumnado con Asperger:

Es conveniente que el profesorado haga hincapié en su metodología docente en una serie de estrategias psicoeducativas que pueden beneficiar no sólo al alumno con síndrome de Asperger sino a todo el alumnado:

  • Dar soporte a los mensajes hablados con apuntes en la pizarra;
  • Anticipar siempre los cambios que se van a ir sucediendo en la realización de tareas;
  • Realizarle al alumno con Asperger un horario semanal que debe consultar al finalizar la jornada escolar;
  • Emplear apoyos visuales para favorecer la comprensión de la información;
  • Adaptar la cantidad y tipo de tareas que debe realizar;
  • Estructurar las actividades y enseñarle a organizar la información mediante resúmenes, esquemas, datos relevantes de un texto, etc.;
  • Negociar e incorporar en las actividades a realizar algunos puntos que coincidan con los intereses específicos de este alumnado;
  • Enfatizar y reforzar la explicación de términos más abstractos y conceptos matemáticos a través de instrucciones más simples para la resolución de problemas, sirviéndose de los siguientes pasos: definir el problema, buscar soluciones, resolver y comprobar resultados; etc.

que-es-sindrome-asperger

Todas las actuaciones descritas se apoyan en las necesidades educativas que presenta el alumnado con síndrome de Asperger y tienen como objetivo prioritario una intervención inclusiva desde el currículo ordinario para este alumnado, ya que, como ya se ha comentado, a pesar de su discapacidad social para generar unas relaciones sociales más o menos adecuadas con sus iguales, sí poseen unas habilidades cognitivas ricas para poder compartir experiencias de aprendizaje en el aula ordinaria. Sin embargo, se requiere de la comprensión del estilo cognitivo de este alumnado por parte del profesorado y que se plantee una revisión de sus métodos docentes desde la base metodológica de una innovación inclusiva.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *